Cofradía de la Bienaventuranza (León)

Bienaventuranza

Cofradía del Cristo de la Bienaventuranza

Cofradía del Cristo de la Bienaventuranza

Cofradía del Santo Cristo de la Bienaventuranza

Fundación: 1.992 Titular de la Cofradía 

Santo Cristo de la Bienaventuranza
Fotografía: Moisés García

Copia obra de José Luis Casanova García (2004)

Titular de la Cofradía  

Santo Cristo de la Bienaventuranza
Fotografía: Fotografía: G. Márquez García

Pasos: Cinco
Día de Salida
  • Sábado de Pasón
  • Jueves Santo
Hábito:      Túnica negra sencilla de tablón, con el emblema situado al lado izquierdo del pecho, con capillo, bocamangas de raso azul celeste y cíngulo igualmente azul celeste.

La Junta de Seises, y aquellos hermanos que esta considere oportuno, vestirán el hábito reglamentario de la Cofradía sustituyendo el capillo bajo por un capuchón de 64 cm de alto de terciopelo azul celeste con un emblema situado en el centro delantero inferior del mismo, junto con bocamangas igualmente de terciopelo azul celeste. Asimismo, vestirán capa de raso del mismo color azul celeste, con vistas negras.

Nuestro Señor Jesús Nazareno
Fotografía: G. Márquez García

José Luis Casanova García (2005)

Nuestro Señor Jesús Nazareno
Fotografía: Pasión, Arte y Sentimiento

Nuestra Madre de la Piedad
Fotografía: Jesusario

Ricardo Flecha Barrio (1998)

Virgen de la Pasión
Fotografía: Leonoticias

José Luis Casanova García (2000)

La Santa Cruz
Fotografía: Cifuentes

Ricardo Flecha Barrio (1998)

Sede Canónica Iglesia Parroquial de San Claudio

Cofradía del Cristo de la Bienaventuranza

Cofradía del Cristo de la Bienaventuranza

 

Breve Reseña

Como emblema de la Cofradía se eligió, en recuerdo de aquellos santos, la Cruz de Cristo acompañada de dos lámparas que representan el alma de los mártires. Por colores, los de una de las reliquias más señaladas y célebres del antiguo monasterio de San Claudio: la tela de Almanzor, un tejido musulmán, de tonalidades azules y doradas, que mostraba, con la maestría del lejano siglo X, una de las señales de la realeza, uno de los símbolos preferidos por Ibn Abu Amir, hayib de Córdoba en tiempos de Hixem II: el león. La elección del nombre no pudo resultar más oportuna y simbólica. Cristo, en su elección humana, eligió un discreto lugar de Galilea, en Eretz Israel, la Tierra Prometida, para participar la Buena Nueva a los hombres.

Bienaventurados los que sigan sus enseñanzas, bienaventurado Cristo que nos mostró el camino de la Fe, la Verdad y la Vida. Los padres de esta Cofradía sin duda tuvieron en la mente y en el corazón este mensaje. Eligieron para procesionar el Jueves Santo, rindiendo tributo y homenaje al Santo Cristo de la parroquia de San Claudio, que, sobre sus hombros, cada Semana Santa a partir de 1993, se ha mostrado a la devoción de los leoneses.

El Sábado de Pasión, siguiendo el camino de la penitencia, los cofrades participan en un Viacrucis.

Texto: Junta Mayor de Cofradías de León

También te podría gustar...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: El contenido esta protegido