Cofradía del Santo Entierro (Santander)

Actualizado el lunes, 6 abril, 2020

Hermandad y Cofradía del Santo Entierro

Cofradía del Santo Entierro

Hermandad y Cofradía del Santo Entierro

Real Hermandad y Cofradía de Nazarenos del Santo Entierro del Señor y San Fernando Rey

Fundación: 1.947
Pasos: Uno
Día de Salida
Hábito: Túnica y zapato negro, capa y fajín rojos, cubrerrostro blanco.
Hermandad y Cofradía del Santo Entierro
Sede Canónica Parroquia de Nuestra Señora del Carmen
Hermandad y Cofradía del Santo Entierro

Redes Sociales

Museo CofradeMuseo CofradeMuseo Cofrade

Hermandad y Cofradía del Santo Entierro
El Santo Entierro

Fotografía: Ricardo Vega Usle

Enrique Pérez Comendador (1.948-51)

Hermandad y Cofradía del Santo Entierro
Hermandad y Cofradía del Santo Entierro

Breve Reseña

Fundada en 1.947 su Sede Canónica pasó de estar instalada en la Iglesia de la Anunciación (1.947-1.969) a la Parroquia de Nuestra Sra. del Carmen del Poblado Pesquero a partir de 1.997.

El Hábito se componía, primitivamente, de túnica y cubrerrostro azul oscuro, esclavina roja (llevando la junta de gobierno capa del mismo color), cíngulo morado y zapato negro. Pero desde la reorganización de la Hermandad en 1.996, el equipo ha variado constando ahora de túnica y zapato negro, capa y fajín rojos y cubrerrostro blanco.

Escudo coronado por la realeza de San Fernando, en la mitad izquierda aparecen las armas de Castilla y León y en la derecha las de la Ciudad de Santander.

Para ilustres especialistas (Lafuente Ferrari, Angulo Iñiguez) este grupo escultórico es la aportación máxima del siglo XX al campo de la imaginería religiosa. El propio Lafuente, junto con el Rector Magnífico de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo, D. Ciriaco Pérez Bustamante, recomendaron como artista idóneo al cacereño Pérez Comendador (1.900-1.981) a quien encargó el paso el Gobernador civil de Santander y Hermano Mayor de la Cofradía D. Joaquín Reguera Sevilla, gracias a cuyo mecenazgo pudo pagarse el alto costo del conjunto. Tres años completos dedicó el escultor a esta que siempre consideró su creación preferida.

El estudio compositivo es tremendamente elaborado y magistral, convergiendo todas las líneas, ritmos y actitudes en el centro, el Cristo o elevándose a la Virgen Madre. Buscándose lo mejor para la obra, se empleó pino sueco de 100 años de antigüedad, el oro batido (mas de 2.000 panes) se trajo de Florencia y los materiales y pigmentos de la policromía de París y Holanda. Los ojos son de marfil y carey.

Comendador se autorretrató en José de Arimatea, retrató a su esposa en María Cleofás y a un discípulo suyo en San Juan. Entre 1.969 y 1.994 el paso ha estado depositado en el Museo Diocesano de Arte Sacro (Santillana del Mar). Su autor ha sido uno de los grandes estatuarios españoles del siglo XX, debiéndosele creaciones tan destacadas como los monumentos a la infanta Mª Luisa (Sevilla), San Pedro de Alcántara (Caceres), Pedro de Valdivia (Santiago de Chile), etc.

Procesiona los Domingos de Ramos, Miércoles Santo, Viernes Santo y Domingo de Resurrección.

Fuente: Junta de Hermandades y Cofradías de Santander

SEO

También te podría gustar...

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies